martes, 31 de mayo de 2011

se habla cada vez con más certezas

Así, como el color del humo presume la voracidad del fuego.
o el cauce de un río, su arrebato.
por cómo naces se adivina el carácter
por la línea de tu mano los hijos que te esperan
por la forma de tu cráneo la inteligencia
por el ancho de tus huesos, tu fortaleza
por tus actos la magnitud de tu entierro
y por tu cadáver la demora de tu olvido.

3 comentarios:

  1. Te dije que me compré Quince? (estoy chocha!!!)

    ResponderEliminar
  2. No!, y qué tal?. El 15 de junio se presenta otra vez en la bandada, un café literario. Va a haber lecturas y más...

    ResponderEliminar

xxx

Para un jardinero avezado entregado al frenesí de la poda todo desborde es un error merece su corte No es esta la actitud del a...